El UCDM nos dice:
Lo que crees ser determina tus reacciones, y lo que deseas ser es lo que crees que eres.

Lo que deseas ser, entonces, determina forzosamente todas tus reacciones.